Signos de interrogación: Reglas, ejemplos y ejercicios resueltos

Es difícil imaginar un texto que no contenga signos de interrogación. Están muy presentes en la escritura debido a que son la manera más ideal de representar una pregunta o una duda. Como si eso fuera poco, podemos utilizarlos con otros signos de puntuación.

Signos de interrogacion

En este post aprenderás su definición y las reglas de su uso en el idioma español. Agregaremos también varios ejemplos para ilustrar cada punto. Todo eso irá acompañado de ejercicios cortos y muy fáciles de entender, para que así puedas practicar este conocimiento y fijarlo en tu mente.

¿Qué son los signos de interrogación?

Los signos de interrogación son aquellos que permiten señalar que un enunciado es interrogativo.

En otras palabras, estos signos son el recurso que tenemos en el español para hacer que una oración represente una pregunta.

Dado que estamos hablando en plural (es decir, “signos” y no “signo”) es lógico que nos referimos a dos signos y no a uno solo: “¿”, el de apertura, y “?”, el de cierre.

Por último vale resaltar que en la pronunciación debemos hacer un cambio cuando digamos un enunciado interrogativo. Solo así podremos indicarle a la otra persona que estamos haciendo una pregunta.

¿Signos de pregunta o de interrogación?

Los signos de interrogación pueden ser llamados también “signos de pregunta”.

Sin embargo, la primera opción es el nombre formal indicado por la RAE. Por lo tanto, es el que debemos usar en nuestros textos. La otra es principalmente una denominación que se utiliza más de manera informal.

Sea como sea, los dos nombres hacen referencia a la idea de preguntar, que es la esencia de los signos de interrogación.

Reglas de los signos de interrogación

Los signos de interrogación tienen varias reglas que debemos tomar en cuenta antes de utilizarlos dentro de un texto. Por suerte, ninguna de ellas es realmente compleja:

  • Siempre van los dos signos.
  • Van unidos a las palabras que contienen y a los demás signos.
  • Puede seguirlos cualquier signo, menos el punto.
  • Deben ir donde inicie la pregunta.
  • Deben contener los vocativos si no van al inicio.
  • Pueden crear preguntas dependientes o independientes.

En este apartado nos enfocaremos en explicarlas con detalle para que no te queden dudas ni cometas errores ortográficos sin darte cuenta.

Siempre van los dos signos

Por norma general, ambos signos de interrogación deben aparecer siempre en el texto. Ahora bien, existen dos usos especiales que son una excepción a esa regla (más adelante profundizaremos un poco más en esto).

En el resto de los casos que nos encontremos, el signo de interrogación de apertura (¿) va al inicio de la oración y el de cierre (?), al final:

  • “¿Me puedes echar una mano con esto?”.
Van unidos a las palabras que contienen y a los demás signos
Los signos de interrogación tienen que ir unidos a las palabras que hay dentro de ellos y también a los signos de puntuación que vienen después:
  • ¿Quieres venir?: tengo un boleto extra”.
  • ¿Y qué?, eso no cambia nada”.

La regla es completamente distinta con los signos y palabras que están antes. En ese caso, deben ir separados, a menos que estemos usando comillas:

  • Pero, seamos sinceros, ¿quién podría creerse eso?
  • Entonces ¿cuándo podrías venir?
  • Fue en ese momento cuando me dijo “¿tienes idea de lo que haces?”.
Puede seguirlos cualquier signo, menos el punto
Los signos de interrogación cuentan con una puntuación independiente. En consecuencia, pueden actuar como cierre de un enunciado, por lo que no hace falta ningún punto:
  • “¿Sería posible que dejaras de hacer ruido? Ya me tienes bastante harto”.

Claramente, la primera letra que viene en la oración luego del signo de cierre tiene que estar en mayúsculas. Asimismo, a excepción del punto, cualquier otro signo puede aparecer después: las comas, los dos puntos, etc.

Deben ir donde inicie la pregunta

En un texto puede pasar que la pregunta abarque una parte o fragmento y no la oración completa. En ese caso, los signos deben ir donde inicie la interrogación:

  • Olvidando eso, ¿qué tal si nos vamos de acampada?
  • Sabes que te amo, ¿verdad?
En ambos ejemplos el sentido de la pregunta comprende única y exclusivamente la parte que va después de la coma, así que solo en ella colocamos los signos de interrogación.

Además de lo anterior, como las preguntas están a mitad de cada ejemplo, no inicia con mayúscula la primera letra luego del sino de apertura.

Deben contener los vocativos si no van al inicio

Para entender esta regla antes debemos definir lo que es un vocativo. Pues bien, se trata de aquellas palabras con las que se llama a un sujeto dentro de una oración:

  • María, no puedo creer eso de ti”.
  • “Eso fue lo que me dijo, papá”.

Los vocativos pueden ser nombres propios (“María”) y también sustantivos comunes (“papá”). Igualmente podrían aparecer al principio o al final. Si están al comienzo irán fuera de los signos de interrogación, y viceversa:

  • “María, ¿cómo pudiste engañarnos así?”.
  • “¿A dónde pensabas ir con mi dinero, Miguel?”.
Pueden crear preguntas dependientes o independientes

Cuando en un mismo párrafo colocamos varias preguntas seguidas, podemos unirlas como parte de un mismo enunciado. Si elegimos esta opción debemos separarlas con una coma o con un punto y coma:

  • ¿Y quién la ayudó?, ¿por qué no vino hasta nosotros en busca de apoyo?, ¿pudo solventar el problema finalmente?
  • ¿Y quién la ayudó?; ¿por qué no vino hasta nosotros en busca de apoyo?; ¿pudo solventar el problema finalmente?

Está claro que la segunda y tercera preguntas inician con minúscula. La segunda opción es crear una oración con cada pregunta. Aquí si va en mayúsculas la primera letra:

  • ¿Y quién la ayudó? ¿Por qué no vino hasta nosotros en busca de apoyo? ¿Pudo solventar el problema finalmente?

¿Para qué sirven los signos de interrogación?

Los signos de interrogación sirven para hacer una pregunta dentro de un párrafo o una oración.

En resumidas cuentas, la finalidad primordial de estos signos es indicar la presencia de preguntas o interrogantes. No importa si son cortas o largas, siempre y cuando estén dentro de ellos:

  • “¿Cuándo podrías venir a ayudarme?”.
  • “¿Estás consciente de que si él descubre toda la farsa que hemos armado podría demandarnos?”.
  • “¿Acaso no te dije que, en el remoto caso de que mi madre volviera, ella jamás sería ningún obstáculo para que tú y yo pudiésemos tener la boda de nuestros sueños?”.

Pero como ocurre muchas veces los signos de interrogación tienen usos especiales. Vamos a enfocarnos ahora en cada uno.

Para indicar ironía

Si queremos señalar que estamos diciendo alguna palabra con un sentido irónico o contrario, podemos usar el signo de interrogación de cierre. Basta con que lo coloquemos junto a ella y dentro de paréntesis:

  • Sería divertido (?) que alguien con tan mal humor viniera a enseñarnos.
  • Ella tiene una forma (?) maravillosa de hacer las cosas.

Este uso es exactamente el mismo que podríamos hacer utilizando las comillas:

  • Sería “divertido” que alguien con tan mal humor viniera a enseñarnos.
  • Ella tiene una forma “maravillosa” de hacer las cosas.

Tal como vemos, en este caso podemos saltarnos la norma de que tienen que ir siempre los dos signos, el de apertura y el de cierre.

Para hacer énfasis

Puede que queramos resaltar en mayor medida una pregunta. Cuando esto sucede mientras hablamos simplemente elevamos la voz. Pero a nivel textual nuestro recurso es repetir los signos de interrogación:

  • “¿¿Qué me estás queriendo decir??”.

Tanto el signo de apertura como el de cierre deben repetirse el mismo número de veces siempre. A su vez, no debemos colocar más de dos o tres signos seguidos:

  • “¿¿Cómo pudiste hacer algo así??” (correcto).
  • “¿¿¿Cómo pudiste hacer algo así???” (correcto).
  • “¿¿¿¿Cómo pudiste hacer algo así????” (incorrecto).
Para señalar una fecha dudosa

Por último, los signos de interrogación nos permiten indicar que no estamos seguros de una fecha. Para eso debemos colocarla dentro de ellos. Esto es algo muy común en las fechas de nacimiento y muerte en las enciclopedias:

  • “Henríquez, Juan Esteban (¿1967?-1998)”.

Lo más ideal es que usemos ambos signos, aunque es válido utilizar solamente el de cierre:

  • “Henríquez, Juan Esteban (1967?-1998)”.

Así pues, este es el otro caso en el que podemos saltarnos la norma de colocar los dos signos sin caer en un error ortográfico.

Oraciones interrogativas

Las oraciones interrogativas son las que contienen una pregunta. Sin embargo, esta última puede aparecer en dos presentaciones:

  • Oraciones interrogativas directas.
  • Oraciones interrogativas indirectas.

Según cuál de las dos se trate, deberemos aplicar los signos de interrogación para señalar la presencia de las preguntas. Por ende, nos conviene conocer cada presentación para evitar errores.

Oraciones interrogativas directas

Este primer tipo de oraciones interrogativas es el más sencillo. Se caracterizan porque la pregunta abarca la oración o frase de manera completa:

  • “¿Cuánto dinero necesitas? Quizás podría ayudarte un poco”.

Aquí los signos de interrogación deben abarcar la pregunta en sí. Esta oración es directa porque no hay ningún elemento del que dependa.

Oraciones interrogativas indirectas

En las oraciones interrogativas indirectas la pregunta no es lo principal dentro del enunciado, sino que está acompañada de otra palabra que la introduce:

  • “Dime cuánto dinero necesitas. Quizás podría ayudarte un poco”.

En el ejemplo, “dime” introduce la pregunta. Por consiguiente, ya no es directa, sino indirecta. Y como tal, no debe ir acompañada de los signos de interrogación.

En este punto debemos añadir que las palabras con tilde diacrítica pueden funcionar de modo interrogativo sin necesidad de estos signos.

Signos de interrogación y exclamación

Hay oraciones en las que podemos utilizar los signos de interrogación y exclamación al mismo tiempo. Esto es posible porque hay preguntas que contienen un sentido tanto interrogativo como exclamativo.

Cuando nos encontremos con este caso podemos abrir con el signo de interrogación de apertura y el signo de exclamación de cierre, y viceversa:

  • ¿Cuántas veces te lo advertí!
  • ¡Cuántas veces te lo advertí?
No obstante, es preferible que uses los dos signos de apertura y los dos de cierre (en especial si la oración es muy larga):
  • ¡¿Cuántas veces te lo advertí?!
  • ¿¡Cuántas veces te lo advertí!?

Signos de interrogación en teclado

Para sacar los signos de interrogación en el teclado hay que fijarse en si están señalados en él. De ser así bastará con pulsar cada tecla al mismo tiempo que el botón “Shift”.

Por supuesto, puede ocurrir que en el tuyo no aparezcan indicados los signos. Si esa es tu situación, prueba a usar estas combinaciones:

  • “Alt” + 168: signo de apertura.
  • “Alt” + 63: signo de cierre.

Ejemplos de signos de interrogación

A lo largo del post ya vimos algunos ejemplos signos de interrogación de manera puntual. Aquí vamos a darte unos cuantos más, procurando incluir todos los casos de uso que ya estudiamos.

Oraciones
Sé sincero, ¿me amas de verdad?
¿Eres sincero al hablar de ese tema?, ¿mientes constantemente?
¿Podré conmigo mismo o fracasaré?
¿Cuándo la humanidad aprenderá de sus errores?
¿Cuál es la mejor opción?: irse por el mar.
¿Siempre será así? ¿Jamás tendremos una relación tranquila?
¿Estarás en la junta del viernes, Patricia?
Papá, es buenísimo (?) burlarse de otras personas.
¿Y si nos escapáramos hoy mismo?
¿¿Qué quieres decir con “necesitamos un tiempo”??
Habiendo explicado todo, ¿queda alguna duda, chicos?
¿Ir a tu fiesta? No lo sé, no irá nadie a quien yo conozca.
¿Hay un límite?; ¿podemos comprar la cantidad que necesitemos?
Una cosa más: ¿es indispensable contar con un presupuesto elevado?
Puedes contar conmigo siempre. Lo sabes, ¿no?

Ejemplos de signos de interrogación y exclamación

En este apartado vamos a darte más ejemplos, pero esta vez de los signos de interrogación y exclamación juntos. De esa forma, tendrás una mejor idea de cómo deben usarse en conjunto.

Oraciones
¡¿Cuántas veces tengo que decirte lo mismo?!
¡¿Hasta cuándo continuaremos peleando por esto?!
¡¿Y acaso eso justifica tu actitud de ayer?!
¡¿Podrás venir a la fiesta o no?!
¡¿Puedes dejarte de rodeos y decirme la verdad?!
¡¿Me despedirán si no voy?!
¡¿De dónde sacaste semejante aparato?!
¡¿Es que no te das cuenta de lo que has hecho?!
¡¿No me crees lo que te digo?!
¡¿Puedes bajarle el volumen a eso?!

Ejercicios de signos de interrogación

Hemos elaborado una lista de ejercicios para que los resuelvas aplicando las reglas que ya te enseñamos. En cada uno hallarás un error. Identifícalo, corrígelo y después compara tu resultado con las respuestas del final.

Oraciones
¿Cuéntame, por qué viniste aquí?
¿Saben tus padres que estás embarazada¿
¿Sinceramente, crees que lo consiga?
¿Desde cuándo es ilegal venir en pijama al trabajo.
¿Sabes hablar inglés?. En mi colegio buscan profesores en esa área.
¿Crees en alguna religión o dios¿
¿Mamá, a dónde fue el repartidor?
¿Qué cantidad es la correcta?, ¿Cualquiera puede comprar lo que quiera?
?Cómo podría haber sabido que eso fracasaría?
¿Desde cuándo ha venido. No recuerdo haberlo visto.
¿¿¿¿A qué te refieres con que nunca lograré triunfar????
Vayamos al punto: se puede o no?
¿Puedes escucharme por un momento?, Frankie.
Viste el nuevo episodio anoche?
Nunca me dijeron nada del tema. ¿Qué es exactamente?.
¿Tienes dinero? siendo así, podríamos comprar comida.
¿Cómo podría decirle eso?, Alberto. No soy capaz.
¿Realmente hubiera sido de ayuda nuestra opinión? ¿habríamos ganado algo?
RESPUESTAS
Oraciones
Cuéntame, ¿por qué viniste aquí?
¿Saben tus padres que estás embarazada?
Sinceramente, ¿crees que lo consiga?
¿Desde cuándo es ilegal venir en pijama al trabajo?
¿Sabes hablar inglés? En mi colegio buscan profesores en esa área.
¿Crees en alguna religión o dios?
Mamá, ¿a dónde fue el repartidor?
¿Qué cantidad es la correcta?, ¿cualquiera puede comprar lo que quiera?
¿Cómo podría haber sabido que eso fracasaría?
¿Desde cuándo ha venido? No recuerdo haberlo visto.
¿¿¿A qué te refieres con que nunca lograré triunfar???
Vayamos al punto: ¿se puede o no?
¿Puedes escucharme por un momento, Frankie?
¿Viste el nuevo episodio anoche?
Nunca me dijeron nada del tema. ¿Qué es exactamente?
¿Tienes dinero? Siendo así, podríamos comprar comida.
¿Cómo podría decirle eso, Alberto? No soy capaz.
¿Realmente hubiera sido de ayuda nuestra opinión? ¿Habríamos ganado algo?

Terminamos así con esta nueva clase. Si tienes alguna duda, siempre puedes volver a repasar el post. Y no lo olvides: tan solo practicando podrás dominar los signos de interrogación.

Give a Comment