¿Cómo prepararse para un examen oral? Consejos y recomendaciones

Los exámenes orales, si bien, no son tan comunes como los escritos, se encuentran entre las estrategias de evaluación más comunes en todos los niveles educativos, sobre todo en ciertas carreras universitarias.

como prepararse para un examen oral consejos

Debido a esto, es habitual que los estudiantes deban hacer frente a los mismos en reiteradas ocasiones durante sus años de formación.

A causa de ello, es importante conocer la manera apropiada de prepararse para este tipo de exámenes. Te invitamos a continuar con la lectura para conocer mayores detalles.

¿Qué son los exámenes orales?

Como su nombre lo indica, los exámenes orales son aquellos en los que los estudiantes deben defender un tema de forma oral ante en el docente y el resto de sus compañeros.

Esto suele significar exponerlo a la clase utilizando distintos tipos de material de apoyo y responder a las preguntas formuladas por el profesor y por los demás alumnos.

definicion de examen oral

En este sentido, los exámenes orales son muy diferentes a sus contrapartes escritas. Muchas personas suelen ponerse nerviosas al momento de realizar esta clase de evaluaciones, particularmente al verse de pie frente a sus compañeros y docente.

Sin embargo, en estos momentos es importante recordar que interactuamos con ellos todos los días. Por lo tanto, en este sentido, un examen oral no es muy diferente a explicar cualquier tema a nuestros amigos.

Uno de los principales motivos que contribuyen a la dificultad de los exámenes orales es que, en realidad, no estamos acostumbrados a hacerlos.

¿Por qué son tan difíciles?

Desde pequeños, se nos enseña a realizar evaluaciones escritas. Por lo tanto, al enfrentarnos a una situación no habitual, nos ponemos más nerviosos.

No obstante, es solo cuestión de práctica. Algunos estudios han demostrado que una vez que nos acostumbramos a los exámenes orales, nos desempeñamos mucho mejor en ellos que en sus contrapartes escritas.

¿Cómo prepararse para un examen oral?

Debido a la naturaleza de esta clase de evaluación, es bastante habitual que tanto los docentes como los compañeros nos hagan preguntas durante, o al final de la misma.

como estar bien preparado para un examen oral

A causa de ello, para prepararse apropiadamente para un examen oral, es necesario dominar el tema en su totalidad. Por ello, es importante que te enfoques en lograr la máxima retención posible de la información.

Para ello, es importante que logres sesiones de aprendizaje eficientes, con un mínimo de distracciones y un máximo enfoque.

No intentes memorizar todo

No intentes memorizar el contenido tal cual como aparece en el material de estudio. Si bien esta estrategia puede parecer la más eficiente, tiene una desventaja importante: Si olvidas una palabra o un término, te quedarás atascado y no podrás continuar explicando el tema, lo cual, ante la mirada de un docente, te costará valiosos puntos.

Esto se debe a que en realidad, no habrás comprendido el tema, solo lo habrás memorizado, lo cual es algo muy diferente.

Por ello, la mejor manera de prepararse para exámenes orales es desarrollar los distintos puntos que comprenden la asignatura de estudio con nuestras propias palabras.

Al hacerlo, garantizaremos un entendimiento profundo de la materia, lo cual nos permitirá responder a las distintas preguntas sin dudar y explicar el tema con seguridad.

Consejos en un examen oral

Además de contar con una preparación apropiada, resulta muy importante tomar en consideración algunos puntos que pueden contribuir a lograr un mejor resultado durante los exámenes orales.

Entre los principales consejos que puedes aplicar para tener éxito en una evaluación oral se encuentran:

  • Utiliza una grabadora para preparar tu exposición.
  • Estudia todas las lecciones que comprenden el tema.
  • Si no estás muy seguro sobre cómo responder a una pregunta, pide un momento para organizar tus ideas.
  • Asegúrate de tener un buen todo de voz y un lenguaje corporal apropiado.
  • Recuerda que una evaluación oral es igual que hablar con tus amigos.

De esta forma, será más difícil que nos quedemos en atascados durante la defensa. Además, al saber que estamos bien preparados, nos sentiremos menos estresados, lo que contribuirá a una exposición mucho más satisfactoria.

1. Utiliza una grabadora

Hacer uso de una grabadora es uno de los mejores trucos que puedes aplicar para desempeñarte de manera exitosa durante un examen oral.

De esta forma, podrás grabarte a ti mismo mientras explicas el tema que defenderás durante la evaluación y escucharte posteriormente.

Gracias a esta técnica, te será posible descubrir si dudas en algún punto de la explicación, si te atoras, si hablas muy rápido, si tu tono de voz es el apropiado, entre otros aspectos que sería muy difícil notar por cuenta propia, pero que el docente sí percibirá.

Así, lograrás presentar una exposición mucho más completa y apropiada. Por ello, se trata de uno de los mejores trucos para prepararse para los exámenes orales.

2. Estudia todas las lecciones

Si deseas obtener buenas calificaciones en un examen oral, es importante que domines el tema de la evaluación en su totalidad. No te conformes con memorizar el tema que te corresponde defender, amplía tus conocimientos al aprender toda la lección.

De esta forma, te asegurarás de estar preparado para la ronda de preguntas y reducirás las posibilidades de que el docente te pregunte algo que no puedas responder.

3. Tómalo con calma

Como se ha destacado con anterioridad, es habitual que tanto los profesores como los compañeros u otros oyentes tengan preguntas con respecto al tema. Si te has preparado apropiadamente, es probable que no tengas ningún inconveniente al respecto.

Sin embargo, puede que te encuentres con alguna pregunta que te tome desprevenido. Esto es algo totalmente normal durante las exposiciones orales, le pasa hasta a los mejores ponentes.

En estos casos, solemos ponernos muy nerviosos. No obstante, en lugar de quedarnos en blanco, sin contestar, o de comenzar a divagar sobre temas que no corresponden a la pregunta, lo más recomendable es solicitar un momento para organizar tus ideas.

De esta forma, podrás pensar en una respuesta apropiada, o incluso realizar un esquema que te ayude a contestar.

Sin embargo, si no lo consigues, no temas admitir que no tienes una respuesta en ese momento. Puede que el profesor te dé una mano para aclarar la duda.

4. Asegúrate de tener un buen todo de voz

Un punto de gran importancia durante los exámenes orales es mantener un tono de voz apropiado en todo momento. Tu objetivo es que tanto el docente como tus compañeros logren comprender lo que explicas.

Por ello, incluso si dominas el tema a la perfección, si hablas muy rápido, con un volumen muy bajo, o no se entiende lo que quieres decir, tu calificación no será buena. Lo ideal es mantener una voz pausada y tranquila durante toda la presentación.

Por otra parte, debes cuidar mucho tu lenguaje corporal. Si caminas de aquí para allá, miras hacia el suelo o mantienes tus brazos demasiado rígidos, se notará que estás nervioso y perderás puntos. Por ello, debes mantenerte tranquilo, mirar al público y hacer gestos con las manos cuando los consideres necesario.

5. Imagina que hablas con amigos

Es normal ponerse nervioso antes de presentar una evaluación oral. El tener que explicar un tema en frente de varias personas puede ser algo muy difícil para algunos estudiantes.

Sin embargo, es importante recordar que las personas que nos escucharán son nuestros amigos y docentes, con quienes compartimos diariamente. Por ello, no hay motivo para ponerse nervioso, ya que será igual que mantener una conversación con ellos sobre cualquier tema.

Siguiendo estos sencillos consejos, podrás tener éxito en cualquier examen oral que presentes. No olvides mantener un tono de voz apropiado y cuidar tu postura al hablar.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *